Estás en Padre de mascota

Todo lo que debes saber sobre una gata en celo

COMPARTIR |

¿Tomaste la decisión de adoptar a una gatita? Entonces es perfectamente normal que quieras saberlo todo acerca de tu mascota. Cuál es la mejor alimentación que puedes ofrecerle, qué cuidados debes considerar, cómo brindarle todo tu afecto y muy especialmente, qué hacer con tu gata en celo cuando llegue el momento.

 

Sí. Para las personas que están viviendo por primera vez la experiencia de tener a una gatita en casa, el período estral les causa mucha curiosidad, especialmente si la mascota tiene contacto con otros gatos.

 

Hoy día te explicaremos todos los detalles del celo de una gata, qué puedes hacer mientras dura esa etapa y la importancia de esterilizar a tu mascota justo a tiempo.

¿Cuándo una gata tiene su primer celo?

La edad en la que tu gatita entra en celo es relativa y depende de algunos factores. Sí, es verdad que una gata tiene su primer celo entre los 6 u 8 meses de edad, pero si las condiciones son propicias, esto podría ocurrir a los 4 meses. También podría tener su primer período estral al cumplir un año.

 

¿Cuáles son los factores que determinan el celo de una gata joven? Pues bien, esto se resume a su peso, a la raza, a la interacción con otros gatos y al clima.

El peso

Una gata puede tener su primer celo una vez que pesa entre 2.3 y 3 kilos. Se trata del 80% del peso que tendrán en la adultez, dependiendo, claro está, de la raza. Esta contextura favorece la anatomía del animal para entrar en su primer período estral.

La raza

Las gatas de pelo corto suelen entrar en celo más rápido que aquellas gatas que tienen un manto largo.

La interacción con otros gatos

Especialmente si son machos no castrados. Algunas gatas pueden entrar en celo muy jóvenes precisamente porque el período estral es inducido por la presencia de otros gatos. No necesariamente esos animales tienen que convivir con tu gatita.

 

Si hay un macho no castrado deambulando por la casa o próximo al departamento, es probable que libere feromonas sexuales que estimulen en tu gatita el celo.

El clima

Los meses más cálidos del año son los más propicios para que tu gata entre en celo. 

¿Cómo es el primer celo de una gata?

Una gata en celo presentará algunos cambios de conducta que notarás enseguida. Por lo general, el primer celo de tu gata siempre será más leve, pero no por eso menos riesgoso en cuanto a embarazos no deseados.

 

Una de las primeras cosas que percibirás es que tu mascota se vuelve más amorosa, se frota contra las superficies y comienza a hacer algunas vocalizaciones que posiblemente nunca le habías escuchado antes. 

 

Desde luego, al ser más sensible al tacto, responderá a tus caricias con gestos un poco más apremiantes, por lo que es aconsejable tocarlas lo menos posible durante el período estral. La gran diferencia entre la gata en celo y la perra en celo es el sangrado.

 

Hay síntomas sencillamente imperceptibles en los felinos que en los perros son más notables.

¿Cuánto dura el celo de mi gatita?

El celo de la gata, también llamado período de estro, puede extenderse de 5 a 12 días, aunque está comprobado que el promedio es de una semana. Además, esta etapa puede ser subdividida en varias fases, en las cuales la mascota mostrará comportamientos ligeramente distintos o estará más apremiante.

Proestro

Puede extenderse de 1 a 2 días. En este momento la gata se muestra afectuosa, también puede sentir interés en los machos, pero cuando ellos se aproximan, los rechaza. Incluso si estamos hablando de un animal en celo.

Estro

Se extiende por 7 días y esta es la etapa en la que la gata estará más apremiante. Precisamente por esto será receptiva con los machos y si ocurre la monta, quedará preñada. Sus vocalizaciones, así como su inquietud, se hace más notable en casa.

Interestro 

Es un período que va desde 7 a 14 días. Si la gata tuvo contacto con otros gatos, este es el momento en el que la gestación da comienzo. También podría manifestarse un embarazo psicológico.

Anestro

La mascota no presenta ningún síntoma y se extiende de 50 a 95 días, aproximadamente.

¿Qué hacer si mi gata entra en celo?

Si tienes en casa a una gata en celo y es tu primera experiencia, lo primero que debes hacer es tomar todas las precauciones. Los animales en celo pueden escaparse, especialmente si viven en casa. No permitas que tu mascota salga bajo ninguna circunstancia y evita que tenga contacto con otros gatos, sobre todo si son machos no castrados.

 

Incluso si vives en departamento, no descuides las precauciones. Podría parecer descabellado, pero una gatita en celo podría cometer alguna locura desafortunada, como tratar de saltar por la ventana o huir de casa apenas abras la puerta.

 

Notarás que tu gata en celo pierde el apetito. Es perfectamente normal. Aunque no sienta mucha hambre, vigila que se alimente del modo adecuado y dale suficiente agua limpia y fresca. Podrías estimular su apetito con alimentos húmedos de la misma línea de suplementos, como el Hill’s Science Diet Kitten

¿Cómo calmar a una gata en celo?

Afortunadamente hay muchas cosas que puedes hacer para que tu gata en celo sienta alivio durante el período estral. Una buena alternativa es cepillarla con más frecuencia cada vez que busque tu compañía o afecto.

 

El cepillado calma un poco la hipersensibilidad que caracteriza a las gatitas durante esta etapa, además de ayudarla a tener un pelo más sedoso y brillante. 

 

Otra opción excelente para calmar a tu gata en celo es el uso de una manta térmica que la ayude a mantenerse calientita. Lo creas o no, echarse sobre una superficie tibia alivia un poco la ansiedad que les ocasiona esta etapa de sus vidas.

 

Juega con ella. Mantenerla distraída puede ser de mucha ayuda en estos momentos. Dedica varios minutos del día a entretenerla con otros estímulos. No olvides ser muy paciente, especialmente con las vocalizaciones, que suelen ser muy ruidosas, insistentes y nocturnas.

La importancia de la esterilización de tu gata

Por último, pero no menos importante, tratándose de una gata en celo es importante hablar acerca de las posibilidades de esterilizarla, incluso antes de que se manifieste su despertar sexual.

 

La esterilización en gatas no solo contribuye a la salud de la mascota, también previene la llegada de camadas no deseadas o planificadas, que aumentan el índice de animales en estado de abandono.

 

Ten en consideración que puede ser muy adorable vivir junto a tu mascota su embarazo, pero si no sabes quién puede hacerse cargo de las crías, colocarlas en buenos hogares puede convertirse en un verdadero problema. 

 

Los especialistas de Gabrica siempre recomiendan la esterilización, especialmente porque esta decisión está en conformidad con la Ley de Tenencia Responsable o Ley Cholito. Está científicamente comprobado que las gatas que son esterilizadas antes del primer celo, tienen 95% menos probabilidades de sufrir de cáncer de mama o aparición de tumores malignos.

 

Las gatas que tienen entre uno y dos celos reducen el riesgo de cáncer en un 80%, mientras que aquellas felinas que tienen 3 celos o más, son tan vulnerables como una mascota que nunca es esterilizada.

 

Ten presente esta cifra y si vas a adoptar una gatita, toma tus precauciones para que contribuya a la buena salud de tu regalona. 

 

Recuerda, con la llegada del primer celo de tu gata, sé muy responsable. Toma todas las precauciones posibles para evitar que escape, atiéndela como se merece para aliviar los síntomas de este período y esterilízala tan pronto te sea posible. Será una decisión de la que nunca te arrepentirás.

 

Referencias:

Gattos (2013). LA SEXUALIDAD EN LA GATA. Gattos. Recuperado de: https://gattos.net/noticias/entry/comportamiento/la-sexualidad-en-la-gata-1.html#:~:text=%C2%BFQu%C3%A9%20le%20va%20a%20pasar,%2C%20es%20decir%2C%20NO%20sangran.

 

Lenda (2018). Cómo tranquilizar a una gata en celo. Lenda. Recuperado de: https://www.lenda.net/tranquilizar-gata-celo/

Buscar Artículos


ARTÍCULOS MÁS VISITADOS

PRODUCTOS MÁS VISITADOS

¿Quieres recibir contenido exclusivo y los mejores consejos para el cuidado de tu mascota?